Tres formas de cambiar el mundo con una acción de marketing

¿Hoy nos pusimos idealistas? La verdad que no. La conciencia social debe estar presente siempre en quienes armamos, diagramamos y programamos la comunicación, las acciones de venta, el posicionamiento y el tono de voz de una marca. No es una obligación, pero para algunos es un valor agregado en lo personal y en la visión empresarial.

Tener conciencia del entorno donde vamos a estar presentes nos acerca un poco más a conectar con las personas (al fin y al cabo, nuestro objetivo previo a una fría y beneficiosa venta es: conectar con las personas con el fin de..).

¿Podemos cambiar el mundo a través de una acción de marketing? Vamos a lo primero, ¿Qué necesitamos?

  • Presupuesto y/o recurso (poco o mucho, pero algo)
  • Conciencia del entorno (Investigación de mercado y/o caminar la calle)
  • Un objetivo común (beneficio mutuo para el mundo y para nuestra marca)

 

Tres formas en las que podemos utilizar nuestros recursos y estructura para hacer un poco más que una acción aislada de RSE (Responsabilidad Social Empresaria)

1. Aportar Valores: El mensaje. 

Los mensajes que emitimos llegan a una pequeña, mediana o gigante porción de la población. Podemos ser conscientes de cómo queremos influenciarlos, incorporar valores sociales a nuestros mensajes de comunicación asociados a nuestra marca es algo que todos podemos hacer. Un ejemplo puede ser fortalecer el tejido social a través de valores comunes que incentiven la base sana del vínculo entre las personas y la sociedad, y así podríamos enumerar miles de ejemplos útiles para todos.

El caso Coca-Cola: En su última campaña unificada a nivel mundial, coke nos invita a expresar lo que sentimos, a animarnos a hacer, incluso nos da una referencia (acertada o no) de cómo actuar ante determinadas situaciones sociales. La credibilidad, los recursos y una campaña 360 unificada en todo el mundo son elementos con los que ningún Ministerio de Educación jamás dispondrá.

 2. Solucionar un problema
¿Por qué no? Que más orgulloso para una marca, que levantar la bandera de una causa, llevarla adelante y ser quien aporta a su resolución.
El caso Cervecero: Un ejemplo claro de esto son las diferentes campañas que llevan adelante las marcas de cerveza para incentivar el uso de un conductor designado al momento de salir de bares, regalando consumiciones gratis de bebidas sin alcohol, comida, café y diferentes regalos para hacerle vivir al conductor designado una buena experiencia.

imagen-amallo

 

 3. Resolver una necesidad
¿No es acaso una responsabilidad del estado? Sí, lo es. ¿Pero qué pasa si tu marca tiene los recursos para lograrlo? Si tienes a tu alcance una forma para generar una solución a un problema o necesidad de una población, ¿lo harías? Cuando una marca se involucra directamente a resolver una problemática de primera necesidad, pone en evidencia el problema para que todos lo vean. No siempre las empresas tenemos el conocimiento adecuado para llevar adelante la acción, pero podemos generar alianzas con organizaciones que sepan cómo implementarlas. También muchas veces es más simple de lo que creemos. ¿Cuánto puede costar tener un programa de innovación social donde podamos generar “convertidores de humedad en agua impresos en 3D” o acercar “la atención preventiva de médicos online a lugares donde los médicos no llegan”?.

Tenemos todo para hacerlo, sólo necesitamos incorporar la conciencia social a los procesos de nuestras empresas. ¿Se animan?

 

Carlos Amallo
Acerca de Carlos Amallo 10 artículos
Comunicador. Publicista. Buscador de experiencias. Creativo, curioso, inquieto. Emprendedor apasionado. Responsable de Innovación en TMROW.

Comentarios

Deja tu comentario

Tu email no será publicado


*